Contraste (-) (=) (+)
Tamaño (-) (=) (+)

La Norma de
Etica y Conducta

La Norma es de aplicación, cualquiera que sea su ubicación geográfica, a todos los empleados que trabajamos en Repsol o en cualquiera de las empresas de nuestro grupo de sociedades.

La Norma de Ética y Conducta

Esta norma tiene por objeto establecer las pautas generales que deben regir la conducta de Repsol y de todos sus empleados en el cumplimiento de sus funciones y en sus relaciones comerciales y profesionales, actuando de acuerdo con las leyes de cada país y respetando los principios éticos de sus respectivas culturas.

En 2011 se produjeron en Repsol YPF 1.388 sanciones relacionadas con la Norma de Ética y Conducta

En caso de duda sobre la interpretación o aplicación de la Norma, los empleados pueden acudir a la Comisión de Ética, que incluye entre sus funciones dar respuesta a ese tipo de consultas.

La Norma de Ética y Conducta es una guía de referencia en las relaciones con los distintos agentes con los que el Grupo interactúa, tales como accionistas, profesionales, usuarios, proveedores, competencia, autoridades y los mercados en general.

Los valores éticos y principios básicos de actuación que deben constituir una guía obligada de conducta ética empresarial de las personas incluidas en el ámbito de aplicación de esta norma son la integridad, la transparencia, la responsabilidad y la seguridad. Estos valores constituyen la referencia que ha de inspirar la conducta básica de todos los empleados para cumplir las obligaciones del puesto de trabajo con arreglo a los principios de lealtad a la empresa, la buena fe, la integridad y el respeto a la legalidad y a los criterios éticos que permiten definir una serie de conductas que deben ser observadas por todos los empleados en su desempeño profesional.

La Norma no pretende abarcar todas las situaciones posibles, que puedan surgir en el ámbito profesional, sino establecer unas pautas mínimas de conducta que deben orientar a todos los empleados en su forma de actuar durante el desarrollo de su actividad profesional. Las conductas recogidas en la Norma son de obligado cumplimiento en la prestación de servicios laborales en Repsol YPF.

La Norma es de aplicación, cualquiera que sea su ubicación geográfica, al Presidente Ejecutivo, a los directivos y, en general, a todos los empleados que desempeñen su labor en Repsol o en cualquiera de las empresas de su grupo de sociedades tal como el mismo se define en el artículo 42 del Código de Comercio.

El texto de la Norma se encuentra disponible en la página web de la compañía (www.repsol.com) y en la intranet en los idiomas español, inglés y portugués, así como en catalán, euskera y gallego.

Más información sobre la Norma de Ética y Conducta, la composición de la Comisión de Ética, la descripción de los canales de comunicación de incumplimientos internos y externos, en etica.repsol.com.

Formación y sensibilización

En noviembre de 2010, el Comité de Responsabilidad Corporativa aprobó el Plan de Sostenibilidad 2012 de Repsol que incluye, entre otro tipo de medidas, los programas y acciones de formación a cumplir entre 2010 y 2012. Entre dichos programas se incluye uno relativo a reforzar el comportamiento ético y la lucha contra la corrupción, en el marco del cual, se ha elaborado un plan de comunicación con el objeto de recordar y difundir una vez más, entre todos los empleados de Repsol, los contenidos de la Norma de Ética y Conducta y las funciones de la Comisión de Ética.

Las acciones realizadas para la implementación del referido plan de comunicación incluyen las siguientes:

  • Publicación de una nota interna dirigida a todos los empleados a través de la intranet corporativa relativa a los comportamientos clave recogidos en la Norma de Ética y Conducta.
  • Divulgación, a través de la intranet corporativa, de las funciones de la Comisión de Ética en relación con la consulta e investigación de comportamientos presuntamente contrarios a la Norma de Ética y Conducta.

Comunicación de incumplimientos

Las personas que trabajan en Repsol deben comunicar cualquier incumplimiento o vulneración de las conductas recogidas en la Norma de Ética y Conducta. Podrán hacerlo informando al responsable de su área o dirigiéndose a la Comisión de Ética. Repsol no admitirá ningún tipo de represalia sobre aquellos empleados que comuniquen, de buena fe, presuntos incumplimientos y sancionará, con arreglo a las normas laborales vigentes, aquellos incumplimientos o vulneraciones que constituyan faltas laborales, sin perjuicio de otras responsabilidades que pudieran concurrir.

La Comisión de Ética dispone de un canal de comunicación en la intranet corporativa y en la página web de la compañía (www.repsol.com) que permite a los empleados y a cualquier tercero remitir, con total confidencialidad, consultas sobre la Norma de Ética y Conducta así como informar sobre posibles incumplimientos o vulneraciones de dicha Norma.

La identidad del usuario que utilice los canales de comunicación se mantendrá totalmente confidencial durante el tratamiento de su comunicación y, en particular, no se divulgará a terceros no autorizados ni, en el caso de usuarios que sean empleados de Repsol, a sus mandos ni superiores.

Asimismo, existen canales similares para que cualquier persona pueda comunicar, de modo confidencial, cualquier incidencia relacionada con la contabilidad, controles internos sobre contabilidad y auditoría que afecten a Repsol, a la Comisión de Auditoría y Control de Repsol y al Comité de Auditoría de YPF.

Desde la creación de la Comisión de Ética hasta el 31 de diciembre de 2011, se han recibido 90 comunicaciones relacionadas, directa o indirectamente, con la Norma de Ética y Conducta. Los principales asuntos se refieren a situaciones laborales (39%), reclamaciones comerciales (30%), relaciones contractuales con proveedores y contratistas (16%), consultas y solicitudes de información (12%) y otros (3%).

Adicionalmente, en 2011 se recibieron 206 denuncias a través de los buzones que gestiona el área de Seguridad Corporativa de las cuales el 69% corresponden a casos de hurtos, el 4% a casos de fraude y el 27% restante a otros comportamientos no éticos.

La Comisión de Ética

Esta Comisión tiene asignada la función de gestionar el sistema de vigilancia y cumplimiento de la Norma de Ética y Conducta.

La Comisión de Ética realiza, en cada una de sus reuniones, un seguimiento de las comunicaciones recibidas a través de los diferentes canales de comunicación. Los miembros de esta Comisión, cuyo desempeño del cargo es gratuito, son directivos de Repsol que contribuyen, dentro de sus respectivas áreas de actividad, a la investigación de las comunicaciones remitidas a la Comisión, así como a la implantación de sus resoluciones y a la ejecución de sus acuerdos y tienen la suficiente capacidad para la toma de decisiones dentro de la compañía.

Asimismo, la Comisión ha sido periódicamente informada sobre otros expedientes relacionados con la Norma de Ética y Conducta, dando cuenta, igualmente, del tratamiento dado a los mismos, del detalle de las sanciones aplicadas en su caso y de su desglose por países.

Durante el ejercicio 2011 la Comisión de Ética se ha reunido en tres ocasiones y ha tratado, entre otros, los siguientes temas:

Un año más, no se ha abierto ningún litigio contra Repsol por prácticas monopolísticas ni contra la libre competencia

  • Seguimiento de las comunicaciones recibidas y de los expedientes tramitados por la compañía en materia de ética.
  • Seguimiento de las actuaciones previstas para el ejercicio 2011 en relación con el Programa "Comportamiento ético y lucha contra la corrupción" del Plan de Sostenibilidad 2012.

Otros sistemas de vigilancia y control

La Dirección de Auditoría y Control supervisa el cumplimiento de la Norma de Ética y Conducta en todos los proyectos, considerando en el alcance de los mismos la revisión de aspectos tales como el adecuado uso y protección de activos de la compañía, potenciales conflictos de intereses, transparencia y confidencialidad de la información, relaciones con clientes, proveedores, contratistas y socios, protección de datos personales, cumplimiento de la legalidad y registros financieros. Durante 2011 se han realizado 67 proyectos de auditoria.

Asimismo, la Dirección de Auditoria y Control colabora en la investigación de las comunicaciones que se reciben a través de los canales de denuncia de la Comisión de Ética y de la Comisión de Auditoria y Control.

Por otro lado, dentro del Sistema de Control Interno sobre la Información Financiera, existen controles orientados a cubrir los riesgos de entorno de control, entre los cuales se identifican los relativos a mecanismos formalmente establecidos en el Grupo Repsol que promueven el cumplimiento de la Norma de Ética y Conducta, tanto en lo relativo al conflicto de intereses y revelación de información privilegiada, como a las posibles violaciones de las conductas recogidas en la citada Norma.

Adicionalmente, el Modelo de Prevención de Delitos mencionado con anterioridad, ha contribuido a reforzar los mecanismos de identificación, valoración y mitigación de riesgos de incumplimiento de los principios establecidos en la Norma de Ética y Conducta.

Por último, la Dirección de Auditoría y Control monitoriza un "Programa de Cumplimiento Normativo" ya descrito anteriormente, donde se incluyen obligaciones relacionadas con aspectos tales como la protección de datos de carácter personal, cumplimiento de normativa de seguridad y medio ambiente, reporte de información a organismos públicos y entes reguladores, etc.

Sanciones por incumplimiento de la Norma de Ética y Conducta

En 2011 se produjeron 1.388 sanciones relacionadas con incumplimientos de la Norma de Ética y Conducta:

  • 1.128 amonestaciones
  • 179 suspensiones de empleo y sueldo
  • 81 despidos